MENU
BSR-ASIER-GARCIA

Asier García: “Lo mejor es que dependemos de nosotros mismos para ganar la liga”

El Bidaideak BSR está tocando la puerta del cielo, experimentando esa sensación propia de quien está muy cerca de cumplir un sueño. Los de Txurdinaga acumulan una racha de trece victorias consecutivas que les ha posicionado en solitario en cabeza de la tabla clasificatoria. Todo ello, con Adrián Yáñez, debutante, a los mandos desde el banquillo y bajo la batuta en la pista del gran capitán y MVP de la competición Asier García. Hablamos con el capitán del conjunto bilbaíno, que muestra su ilusión y ambición por traer a Bilbao la primera liga de la historia del club en la mejor competición del mundo mientras vive la plenitud deportiva a sus 39 años.

Comenzamos por la actualidad, porque estáis en racha. Ya acumuláis trece victorias consecutivas y estáis en un momento de forma increíble.

Las cosas están yendo bien. Este año era un tanto complejo, no solo por la cuestión pandémica sino por la baja de Esteban y algún cambio en la plantilla. La verdad es que no hemos hecho más que crecer como equipo desde aquella segunda jornada en la que caímos derrotados, y eso ha propiciado que estemos en marzo con la posibilidad de ganar nuestro primer título de liga, en la mejor competición del mundo. Estamos viviendo un sueño, con el convencimiento de que, a través del trabajo diario, a veces se cumplen.

¿Cuáles son las claves de esta racha de victorias?

Todo parte de la misma base, que es el bloque que hemos formado y mantenido en los últimos años en el club. La base del equipo es de casa, con cuatro o cinco jugadores de fuera, y siempre intentamos que haya pocos cambios en el roster, lo que es importante para conocernos bien. Es verdad que este año hemos tenido dos bajas sensibles, pero también nos hemos reforzado con dos buenos jugadores como Jordi y John. La clave es que somos un equipo muy unido que ya se conoce desde hace un tiempo, y que las nuevas piezas que ingresan siempre vienen a trabajar y a integrarse en el colectivo. El grupo brilla por sí mismo, y es el gran arma de este conjunto.

Es una realidad lo que siempre se dice de que somos una familia. Llevamos unos años trabajando con una misma idea de club, jugando la mejor liga del mundo que está repleta de estrellas mundiales, con grandes jugadores extranjeros… Y nosotros en Bilbao apostamos por la escuela, gente de casa, a los que se les añaden piezas de gran nivel nacionales e internacionales para poder competir. El hecho de que seamos un grupo unido nos da una gran ventaja a la hora de que los jugadores se acoplen.

Habéis resuelto a vuestro favor muchos encuentros ajustados…  Y otros no tanto, como la gran victoria por treinta puntos ante Ilunion en Txurdinaga.

Ha habido partidos que hemos jugado a la perfección desde el minuto uno al cuarenta, como puede ser el caso de Ilunion. Esa victoria creo que supone la mayor derrota del equipo más laureado de Europa en su historia, y es posiblemente el mejor partido de la historia de Bidaideak. También hemos ganado fuera de casa y en casa a los máximos favoritos. Pero yo siempre suelo comentar que si queremos acabar arriba ganando necesitamos resolver esos finales igualados. Es importante sacar la victoria siempre, aunque no seamos capaces de jugar bien, y es lo que se precisa para poder ganar títulos. Lo estamos consiguiendo, por ahora.

El pasado sábado volviste a sumar otro triple doble y ya van varios…  Ahora mismo eres el MVP de la competición, además. Se ve que te estás encontrando bien…

Siempre digo lo mismo en este sentido, y es que en el baloncesto poco o nada dicen los números individuales. Son fiel reflejo del trabajo que hacen todos mis compañeros en la pista, y tengo claro que sin ello esos números no existirían. Para mí lo más importante es terminar los partidos con victorias y si es con buenos números de todo el equipo pues mejor.

Sí que es cierto que me estoy encontrando muy bien; hace dos temporadas fui el MVP, y el año pasado también estuve bien. Tengo la suerte de que me respetan las lesiones y que, a mis 39 años, sigo disfrutando de cada partido y de cada entrenamiento con ganas de aprende, que es lo que creo que me mantiene en el alto nivel. Pero insisto, los números de Asier García son gracias al equipo.

Tienes experiencia pero… ¿cómo es ser capitán en un equipo y un vestuario como el del Bidaideak BSR?

Ser capitán de un vestuario como este es muy sencillo. Al final, las pocas cosas o detalles que hay que gestionar son siempre de fácil solución y de poca importancia.

BSR-ASIER-GARCIA2

Este año se producía un cambio en vuestro banquillo; Adrián Yáñez se incorporaba como entrenador sustituyendo a Esteban Núñez, que asume las funciones ahora de director deportivo. ¿Cómo valoras la extraordinaria campaña que está realizando el nuevo técnico?

El equipo supo desde el primer momento que el hecho de incorporar un entrenador sin experiencia en nuestra disciplina iba a ser un cambio importante, tanto para el grupo como para el propio Adrián. Es evidente que hay muchos conceptos similares entre el basket de a pie y el de silla de ruedas, pero también hay un trabajo táctico diferente. El club supo que era posible que tuviésemos que pagar un peaje en su adaptación, pero ese peaje no se ha dado. Si algo bien está haciendo Adrián además de los resultados, es crecer y adaptarse muy rápido a este deporte, a pasos agigantados. Creo que es un caso único, porque ha habido muchos clubs que han optado por esta vía y todos ellos han pagado esa factura en los primeros encuentros. Todo el mundo está muy sorprendido por el gran trabajo que está haciendo, y además ha optado siempre por escuchar al vestuario, con lo que su gestión está siendo espectacular, así como los resultados.

Quedan siete partidos para terminar la liga y actualmente contáis con un colchón de dos victorias sobre el segundo clasificado. El título sería el primero de vuestra historia, tan ansiado… ¿qué rivales creéis que os lo van a poner más complicado?

Lo primero que tenemos que mirar son nuestros propios partidos, porque nos quedan siete finales. Ahora mismo y según está la clasificación, lo mejor que hay es que dependemos de nosotros mismos, ya que nadie nos puede ganar la liga pero podemos perderla nosotros. Si de los siete partidos que quedan ganamos seis, estamos convencidos de que es imposible que se nos escape la liga, y tal vez podría valer también ganando cinco. A priori, Badajoz y Canarias son los dos rivales que más cerca están, pero van a cruzarse entre ellos y con otros rivales complicados. En nuestro caso, solo dos de los siete partidos restantes son con rivales directos. Creo que ahora mismo tanto la clasificación como el calendario están de nuestro lado. Tenemos que mirar nuestros partidos y centrarnos en ellos.

¿Cuánto echas de menos a la gente en la grada?

No lo puedo cuantificar, de verdad. El crecimiento que ha tenido este club en los último siete u ocho años está en parte fundamentado en el gran apoyo que hemos tenido cada fin de semana en Txurdinaga. Tenemos a unos cracks ahí como los Northern Kings que incluso nos apoyan en varios desplazamientos y creo que la pérdida es enorme. Tanto por el ánimo que nos dan, como por el placer de poder disfrutar con ellos de las victorias y de este gran año. A los deportistas nos gusta ganar y celebrarlo con los nuestros, y esa parte de momento la tenemos perdida. Confío en que podamos tener gente en Txurdinaga en las últimas dos jornadas de la liga en mayo, e imagínatelo con el título en juego…

Iñigo Núñez