MENU
  • CHARLAS-JOR3-PRESIS
  • CHARLAS-JOR3-PRESIS-ANGEL
  • CHARLAS-JOR3-PRESIS-SIERRA
  • CHARLAS-JOR3-PRESIS-LINARES
  • CHARLAS-JOR3-PRESIS-ARTURO
  • CHARLAS-JOR3-PRESIS-GERMAN
  • CHARLAS-JOR3-PRESIS-BACIGAL
  • CHARLAS-JOR3-PRESIS-PUBLICO

75 ANIVERSARIO: Los Presidentes recordaron sus aportaciones al Baloncesto en Bizkaia

Tercera y última jornada de la serie de charlas que ha organizado la Federación Bizkaina de Baloncesto entorno a la Exposición  ‘ 75 años del Basket en Bizkaia’. Cerraba el ciclo de comparecencias ‘Baloncesto en Bizkaia a través de sus presidentes’. Y a la cita acudieron 5 de los 7 que fueron presidentes de la Federación Bizkaina, Ángel Gil de Celis, Juan Sierra, Jorge Linares, Arturo Aguado y el actual Germán Monge. Con ellos , y guiados por Luis Fernando Baranda, se hizo un repaso a lo sucedido durante los años de mandato así como sus llegadas a la presidencia.

El más veterano, Ángel Gil de Celis, realizó un repaso a los años previos a su llegada a la presidencia de la Federación Bizkaina de Baloncesto. El actual Secretario General de la Fundación BizkaiaBasket también recordó que su equipo de trabajo llegó a la Presidencia por tan sólo un voto de ventaja con respecto a la otra candidatura. Gil de Celis explicó que su gran objetivo fue dar la vuelta a la pirámide invertida del baloncesto bizkaino, ya que cuando llegaron había casi más equipos en la elite que en la base.

Cogió el relevo,”casi sin quererlo”, Juan Sierra. Reseñó el aún técnico que fueron otros los que hicieron campaña por él y que fue un candidato de consenso de una serie de clubes. Su preocupación por actualizar el funcionamiento de la Federación, “comprando una fotocopiadora” y establecer una norma que hiciera que todos los arbitrajes de categorías inferiores fueran gratuitos fueron algunas de sus aportaciones más sonadas en un corto mandato.

Tras Sierra llegó Jorge Linares que fue el encargado “de pagar la fotocopiadora que compró Juan”, aseguró entre risas, pero especialmente de darle un giro económico a la Federación y convertirla en solvente. También se encontró Linares con el reto de impulsar la creación del Caja Bilbao.

La salida de Linares propició la llegada de José María Rojo y Piru Azúa, años fundamentales en nuestro baloncesto, los 80 y los 90, pero ninguno de los dos pudieron estar presentes y no pudimos disfrutar de sus experiencias.

Sí cogieron el testigo Arturo Aguado y Germán Monge, que expusieron su llegada a la presidencia y su objetivo de crear cada año un gran acontecimiento baloncestístico en Bizkaia y repasaron cómo se gestó el hecho de que Bilbao fuera sede de la Copa del Mundo y cómo se han organizado Campeonatos de España y de Europa en los últimos años.

Gran tarde de baloncesto la vivida este martes en el Ensanche, con los gestores de nuestro baloncesto en los casi últimos 40 años de Federación.